Utilizamos cookies que nos permiten ofrecer nuestros servicios. Ver política de cookies Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. 

Como quiera que te pongas siempre tienes que llorar.
Como se va lo bueno, se va lo malo.
Como se vive, se muere.
Como soy del campo, aquí me lo zampo.
Como soy gallego, ni pago ni niego.
Cómo subo, subo de pregonero a verdugo!.
Como suena a copla, tu me la soplas.
Como te cuidas, duras.
Como te presentes, así te mirara la gente.
Compañía de dos, mi perro y yo.
Compañía de los dos fue la del edén y no salió nada bien.
Cómplice y asesino van por igual camino.
Componte para el marido y no para el amigo.
Compra a quien heredó y nunca a quien lo sudó.
Compra en plaza y vende en casa.
Compra lo que no has menester y venderás lo que necesites.
Compra lo que no te hace falta y no tendrás lo que te haga falta.
Comprar a alforjas y vender a onzas.
Comprar de ahorcado y vender a desposado.
Comprar y vender excelente camino para enriquecer, que trabajando, sólo has de padecer.
Compuesta, no hay mujer fea.
Común conviene que sea quien comunidad desea.
Con aceite de bellotas, sale pelo hasta en las botas.
Con afán ganarás pan.
Con agua de malvavisco, se cura hasta el obispo.
Con amigos así no hacen falta enemigos.
Con arte y con engaño se vive la mitad del año y con engaño arte se vive la otra parte.
Con ayuda del vecino mató mi padre el cochino.
Con azúcar y miel, cagajones saben bien.
Con beatas y beatos, mucha vista y poco trato.


Con bolsillo ajeno, todo el mundo es limosnero.
Con bondad se adquiere autoridad.
Con buen queso y mejor vino, más corto se hace el camino.
Con buen vecino, casarás tu hija y venderás tu vino.
Con buena escoba, bien se barre.
Con carne nueva, vino viejo y pan candeal, no se vive mal.
Con chatos, poco o ningún trato.
Con dificultad se guarda lo que a muchos agrada.
Con dinero en bolsillo, buen jamón y cochinillo.
Con dinero, aunque borrico, ¡que buena persona el chico!.
Con Dios voy y mis obras dirán quien soy.
Con el callar vencerás.
Con el cascarón en el culo, y ya tiene orgullo.
Con el castigo, el bueno se hace mejor y el malo se hace peor.
Con el diablo se aconseja quien mete aguja para sacar reja.
Con el engañador, se tú mentidor.
Con el favor no te conocerás, sin él no te conocerán.
Con el ingrato no tengas trato.
Con el metro que midas, te medirán.
Con el ojo bien abierto, difícil es el desacierto.
Con el rey me eché, mas puta me quedé.
Con el tiempo y la paciencia, se adquiere la ciencia.
Con el viento se limpia el trigo, y los vicios con castigo.
Con esfuerzo y esperanza todo se alcanza.
Con fruto trabaja quien al principio el mal ataja.
Con gente de mala casta ni amistad ni confianza.
Con gente de montaña no basta maña.
Con hombre egoísta, ni de trato ni de vista.
Con la alforja vacía, mal se inicia el día.
Con la boca es un mamey.
Con la cuchara que escojas, con aquella comerás.
Con la misma vara que midas serás medido.
Con la mujer y con la mar hay que saber navegar.
Con la mujer y el pescado, mucho cuidado.
Con la vara que midas, te medirán.
Con las glorias se olvidan las memorias.
Con las viñas te has casado, y después se te han helado.
Con lo que Juan mejora, Pedro empeora.
Con lo que sana el hígado, enferma la bolsa.
Con los años, perdió la rucia los saltos.
Con mala persona el remedio es mucha tierra en medio.
Con maleantes y gatos, pocos tratos.
Con maña, caza a la mosca la araña.
Con mucho porfiar, se pierde la verdad.
Con nieve en enero, no hay año fulero.
Con otra idea llegaron a la aldea.
Con paciencia y voluntad se logra todo... y algo más.
Con palabras y mas palabras no se llena la media fanega.
Con pan y vino se anda el camino.
Con pan, hasta las sopas.
Con pasteles de esperanza, nunca se llena la panza.
Con peso y medida, bien se sobrelleva la vida.
Con poco viento cae en el suelo torre sin cimiento.
Con pretexto de amistad, muchos hacen falsedad.
Con promesas no se cubre la mesa.
Con putas y bretones pocas razones.
Con putas y frailes ni camines ni andes.
Con quien es cara de dos haces, ni guerras ni paces.
Con quien se va no se cuenta, tan siquiera se le mienta.
Cree el ladrón que todos son de su condición.
Cree lo que vieres y no lo que oyeres.
Creer a pie juntillas.
Cría buena fama y échate a reír, Cría mala y échate a huir.
Cría cuervos y te sacarán los ojos.
Cría fama y échate a dormir.
Criada trabajadora hace perezosa a la señora.
Criado murmurador, es cuchillo del señor.
Criado y caballo, un año.
Criticar es más fácil que imitar.
Cuando escribas alguna carta, léela despacio antes de enviarla.
Cual es el hombre, tal su fortuna y nombre.
Cual es el padre, así los hijos salen.
Cuando abril se marcha lloviendo, mayo viene riendo.
Cuando al burro le ponen don, ya no le pega albarda.
Cuando al palomo veas en el agua, coge las botas y el paraguas.
Cuando canta el cuco, una hora llueve y otra hace enjuto.
Cuando comía todo, mi mujer lo escondía; y ahora que no puedo comer, todo me lo deja ver.
Cuando comieres pan caliente, no bebas de la fuente.
Cuando de visita te pierdo, si te vi ya no me acuerdo.
Cuando de vista te pierdo si te vi ya no me acuerdo.
Cuando Dios amanece, para todos lo hace.
Cuando Dios borra, escribir quiere.
Cuando Dios da la harina, el diablo se lleva la quilma.
Cuando Dios dio púas al erizo, bien supo lo que hizo.
Cuando Dios quiere, con todos los vientos llueve.
Cuando el abad lame el cuchillo, malo para el monaguillo.
Cuando el búho canta, o llueve o escampa.
Cuando el dinero habla, todos callan.
Cuando el español canta, o está enfadado o poco le falta.
Cuando el gallo canta y después bebe, pronto truena o llueve.
Cuando el gato está ausente, los ratones se divierten.
Cuando el gato no está, los ratones hacen fiesta.
Cuando el gavilán vuela alto, es porque busca gallinas.
Cuando el grajo vuela bajo hace un frío del carajo.
Cuando el grillo canta, no hace falta la manta.
Cuando el guardián juega a los naipes, ¿Qué harán los frailes?
Cuando el invierno es lluvioso, el verano es abundoso.
Cuando el invierno primaverea, la primavera invernea.
Cuando el jefe manda bien, huelgan las preguntas.
Cuando el malo es remalo, de nada sirve el palo.
Cuando el necio es acordado, el mercado ya ha pasado.
Cuando el niño dienta, la muerte tienta.
Cuando el pájaro la pica, es cuando la fruta está rica.
Cuando el pelo enrasa y el raso empela, con mal anda la seda.
Cuando el río no hace ruido, o no lleva agua o va muy crecido.
Cuando el río suena, agua lleva.
Cuando el sabio yerra, el necio se alegra.
Cuando el sol se pone cubierto, o lluvia o viento.
Cuando el sol se pone rojo es que tiene agua en el ojo.
Cuando el tabernero vende la bota, o sabe a la pez o esta rota.
Cuando el ventero está en la puerta, el diablo está en la venta.

Comparte con tus amigos...


01   02   03   04   06



Refranes por letra


A   B   C   D   E   F   G

H   I   J   L   M   O   P

Q   R   S   T   V   Y   Z