Utilizamos cookies que nos permiten ofrecer nuestros servicios. Ver política de cookies Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. 

Caballero en buen caballo, en ruin, ni bueno, ni malo.
Caballo ajeno, ni come ni se cansa.
Caballo alquilado, nunca cansado.
Caballo andador tropezador.
Caballo chiquito, siempre es potrito.
Caballo corredor pronto se cansa.
Caballo cosquilloso no lo compres, aunque sea hermoso.
Caballo de andadura poco dura.
Caballo de buena medra, no se cansa ni se arredra.
Caballo de muchos amos, siempre muere de gusanos.
Caballo de regalo, tenlo por bueno aunque sea malo.
Caballo grande, ande o no ande.
Caballo hermoso, de potro sarnoso...
Caballo manco no sube escalera.
Caballo que alcanza, pasar querría.
Caballo que ama al dueño hasta respira como el.
Caballo que con tres años, ve a una yegua y no relincha, o no le gusta la yegua o tiene prieta la cincha.
Caballo que de joven no corre, dentro lleva la carrera.
Caballo que no sale del establo, siempre relincha.
Caballo que vuela no quiere espuela.
Caballo que vuela, no necesita espuela.
Caballo sin espuela, barco sin remos ni vela.
Caballo viejo no aprende trote nuevo.
Caballo viejo no soporta montura nueva.
Cabello crespo, calvo presto.
Cabello luengo y corto el seso.
Cabellos y cantar no es buen ajuar.
Cabellos y virgos, muchos hay postizos.
Cabeza calva, peinada desde el alba.
Cabeza casposa, poco piojosa.


Cabeza grande, talento chico.
Cabeza grande, y gran cabeza, son dos cosas muy diversas.
Cabeza loca no quiere toca.
Cabeza loca, la pierde su boca.
Cabeza para naciente y pies para poniente.
Cabeza sin seso, como hueca, tiene poco peso.
Cabeza vana no cría canas.
Cabra coja no quiere siesta, y si la tiene caro le cuesta.
Cabra coja, mal sestea.
Cabra de manada, no se halla encerrada.
Cabra en un sembrado, peor que un nublado.
Cabra loca, desgraciado al que le toca.
Cabra manca, a otra daña.
Cabra por viña, cual la madre tan hija.
Cabra por viña, peor es que tiña.
Cabra que cojea, o mal come, o mal sestea.
Cabra que tira al monte, no hay cabrero que la guarde.
Cabras y cabritos, a todos nos traen fritos.
Cabrito ganso y lechón, de la mano al asador.
Cacarear y no poner huevo no es nada bueno.
Cacarear y no poner huevos, cada día lo vemos.
Cacarear y no poner, si malo en la gallina, peor en la mujer.
Cacera y pesquera, a la vejez piojera.
Cachetón en cara ajena, cara cuesta la docena.
Cada abeja viva en su colmena y no se meta en la ajena.
Cada agujetero alaba sus agujetas.
Cada altar tiene su cruz.
Cada año trae su daño, y cada día su acedía.
Cada año, calzones de paño.
Cada balanza tiene su contrapeso.
Cada bota huele al vino que tiene.
Cada burro apechuga con su carga.
Cada casa es un caso.
Cada casa es un mundo, y cada cabeza una alcancía.
Cada cosa a su tiempo, y los nabos en adviento.
Cada cosa nace para su semejante.
Cada cosa pía por su compañía.
Cada cosa son dos cosas, cuando no son veinte cosas.
Cada cosa tiene dos asas una que está fría y otra que abrasa.
Cada criatura obra según su natura.
Cada cual a lo suyo.
Cada cual ama a su igual y siente su bien y su mal.
Cada cual arrima su sardina a la braza.
Cada cual conoce el trote de su caballo.
Cada cual echa sus cuentas, unas veces va errado y otras acierta.
Cada cual en su casa y Dios en la de todos.
Cada cual en su madriguera sabe más que el que viene de fuera.
Cada cual habla de la feria según le va en ella.
Cada cual hable, de aquello que sabe, y en lo demás se calle.
Cada cual huele al vino que tiene.
Cada cual mire por su cuchar.
Cada cual quiere las cosas a la medida de sus narices.
Cada cual sabe de la pata que cojea.
Cada cual sabe donde le aprieta el zapato.
Cada cual se cuelgue lo que mate.
Cada cual se reparte con la cuchara grande.
Cada cual siente el frío como anda vestido.
Cada cual siente sus duelos y pocos los ajenos.
Cada cual siente sus males y Dios siente los de todos.
Cada cual ve con sus anteojos, y no con los de otro.
Cada cuba huele al vino que lleva.
Cada deuda, por pequeña que sea, es el anillo de un grillete.
Cada día es maestro del anterior y discípulo del siguiente.
Cada día gallina, amarga la cocina.
Cada día pan blanco hace apetitoso el bazo.
Cada día que amanece, el número de tontos crece.
Cada día sale el sol, se vea o no.
Cada día un grano pon, y harás un montón.
Cada día, su pesar y su alegría.
Cada día, trae y lleva penas y alegrías.
Cada doblón acumulado ha sido diez veces rapiñado.
Cada dueño tiene su sueño.
Cada gallina a su gallinero.
Cada gorrión tiene su corazón.
Cada grumo tiene su humo.
Cada hombre cuerdo lleva un loco dentro.
Cada loco con su tema y cada llaga con su postema.
Cada loco con su tema y cada lobo por su senda.
Cada loco con su tema.
Cada maestrillo tiene su librillo.
Cada mal en su corral.
Cada medalla tiene dos caras.
Cada mochuelo a su olivo y cada puta a su rincón.
Cada mochuelo a su olivo.
Cada moneda tiene dos caras.
Cada mozo lancee su toro.
Cada necio quiere dar su consejo.
Cada ollero alaba su puchero.
Cada oveja con su pareja.
Cada pájaro lance su canto.
Cada palito tiene su humito.
Cada palo aguante su vela.
Cada panadero blasona de sus panes.
Cada pelo hace su sombra en el suelo.
Cada perro con su hueso.
Cada persona es dueña de su silencio y esclavo de su palabra.
Cada peso tiene su contrapeso.

Comparte con tus amigos...


02   03   04   05   06



Refranes por letra


A   B   C   D   E   F   G

H   I   J   L   M   O   P

Q   R   S   T   V   Y   Z